El diccionario de la Real Academia de la Lengua Española define el término “jefe” como “superior o cabeza de una corporación, partido u oficio”. Así, nos referimos a la persona que en la organización está autorizada para dar instrucciones a los individuos que tiene a su cargo. El "jefe" se encarga de establecer los objetivos de un grupo, de proporcionarles los medios suficientes para que puedan alcanzarlos y es la persona que toma las decisiones para que se puedan lograr. 


Pero comportarse como líder no es igual a ser jefe, el liderazgo va un paso más allá. El origen de la palabra líder se sitúa en el término inglés leader, que quiere decir guía. Hace referencia al sujeto que desempeña dicho rol en el seno de un grupo y cuyo quehacer se convierte en referencia para el resto de los miembros del equipo. 

Aunque todos y cada uno de nosotros venimos al mundo con un conjunto de capacidades potenciales para ser líderes, es con la adquisición de conocimientos, el entrenamiento dirigido y la reflexión sobre la experiencia, como se produce su desarrollo y se transforman en un desempeño eficaz de liderazgo.

Las diferentes definiciones más actuales que pueda consultar sobre el liderazgo van todas en este sentido: el líder se hace. El liderazgo se puede desarrollar. Liderar supone hacer un uso premeditado de la influencia sobre los integrantes del grupo para alcanzar unas metas previamente establecidas.

Son muchas las definiciones de liderazgo. Por esa razón me parece interesante referirme a los aspectos importantes comunes a todas ellas:



1. El líder es el guardián de la visión y de los objetivos de la empresa u organización. Para los niveles intermedios de la jerarquía, el líder es quien traduciéndola y adaptándola, transmite y articula la visión entre la empresa y los equipos de trabajo.

2. El liderazgo se basa en la capacidad de influir para cambiar los valores dentro del grupo y así crear una identidad que concuerde con los objetivos que la empresa se ha marcado.

3. Los líderes usan acertadamente la herramienta de la comunicación para transmitir con claridad la visión, los objetivos a conseguir y distribuir las tareas a realizar que permiten lograrlos.

4. Los líderes se convierten en referentes para su equipo y lo son sin dejar de formar parte de él.

5. En su comportamiento, el líder recurre al uso de símbolos que reflejan la idea de lo que se es o se quiere ser como empresa o como organización.



Así pues, podemos decir que los líderes son esas personas que asumen la responsabilidad de que la empresa cuente con equipos adaptados a los requerimientos cambiantes que reclaman los mercados. Por esta razón, el liderazgo juega hoy un papel fundamental en la vida de las empresas.